Vender en verano | Venta de viviendas | Mercado inmobiliario Baleares
15601
post-template-default,single,single-post,postid-15601,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive
vender en verano Mallorca Ibiza

¿Por qué debería vender en verano mi casa?

Vender casa en Mallorca_IbizaMuchos de nosotros pensamos erróneamente que el verano no es una buena época para poner una vivienda en venta en Baleares. Creemos que la mayoría está más ocupada en disfrutar de sus vacaciones que de meterse de lleno en el proceso de compra de una vivienda en Mallorca o Ibiza. Sin embargo, no son pocos los interesados que aprovechan la mayor disponibilidad de tiempo para buscar un nuevo hogar. Incluso el propio verano -con las muchas escapadas que se realizan a viviendas de amigos-  incita a buscar un inmueble a aquellos que no parecían encontrar el momento perfecto para lanzarse a ello. Por estas y muchas otras razones, vender en verano tu casa es una opción con muchísimas posibilidades.

El periodo estival trae consigo un aumento de las horas de disfrute debido a las jornadas intensivas en muchas empresas o a la llegada de las esperadas vacaciones. Con los nuevos horarios, los compradores disponen de más tiempo para centrarse en la compra de una vivienda, lo que repercute en que muchos inmuebles aumenten su número de visitas. En las zonas costeras de Mallorca e Ibiza, por ejemplo, esto llega a notarse incluso más, ya que muchos de los visitantes se enamoran de las islas y se convierten en compradores potenciales. Algunos incluso aprovechan los últimos días de su estancia para visitar inmobiliarias en Mallorca e Ibiza que puedan servirles de guía en su intención de adquirir una vivienda en Baleares.

El verano sirve también para que muchos interesados en cambiar de vivienda (en régimen de alquiler o de compra) aprovechen los meses previos a la vuelta a la rutina para encontrar su próximo domicilio. Esta época, al igual que ocurre a principios de año, es uno de los momentos por excelencia para tomar decisiones como mudarse, buscar un sitio mejor o enamorarse del lugar de vacaciones tanto como para vivir en él.

A todo ello hay que sumar el mayor valor de los contactos interesados en buscar casa en esta época. Las personas que invierten en ello su tiempo de vacaciones suelen hacerlo convencidas de la necesidad de dar el paso de comprar o alquilar un piso en Mallorca o Ibiza lo antes posible. O al menos empezar a investigar el mercado inmobiliario para actuar en los próximos meses. Poner tu inmueble a vender en verano es, por tanto, una decisión que tiene muchas posibilidades de llegar a buen puerto.

Consejos para vender una vivienda en verano

¿Hay alguna forma de potenciar la venta de tu casa durante los meses estivales? Sigue estos consejos del equipo de Durendesa® para aumentar las posibilidades de vender en verano tu casa:

  • vender inmueble Mallorca- vender en veranoCuidado con la temperatura y las horas más calurosas: Un futuro comprador o inquilino necesita notar que puede sentirse como en casa. Una sensación difícil de conseguir en una vivienda en la que el calor aprieta e impide que se disfrute la visita en condiciones. Conectar el aire acondicionado durante la visita va a ser de gran ayuda para que se encuentre más cómodo. Si la vivienda no tiene climatización, una buena opción es ventilar bien la noche antes y desconectar los aparatos que generen calor. Cuando el calor es insoportable, lo más aconsejable es intentar fijar la visita por la mañana o al atardecer y, por supuesto, no hacer esperar a los interesados mucho tiempo bajo el sol.
  • Claridad y frescura para lograr un ambiente encantador: Como te hemos contado en otras ocasiones, despersonalizar la vivienda en venta posibilita que el comprador pueda rebajar la sensación de estar en casa ajena y pueda empezar a verla como su hogar. Una decoración cálida, con pocos muebles, sin objetos personales llamativos y detalles veraniegos aportará un toque de frescura y de color a la casa en un ambiente agradable. Nada como recurrir a los tonos azules si la casa está en la playa o a los marrones si la vivienda está en la montaña. Los aromas suaves y frescos (brisa marina, vegetación…) ayudarán también a reforzar esta sensación.
  • Exteriores cuidados y cautivadores: Si algo nos gusta a todos cuando pensamos en el verano es imaginarnos sentados al aire libre disfrutando de una buena charla o de un buen libro. Así que no olvides sacarle todo su atractivo a la terraza, balcón o jardín de tu casa si quieres aprovechar el interés de las visitas que se concentran en esta estación. Una piscina cuidada, un mobiliario cómodo, un espacio agradable, una decoración sencilla de exterior… Asegúrate de que estos rincones entran fácilmente por los ojos e invitan a pasar momentos agradables en ellos. Seguro que te echará una mano para vender en verano tu vivienda o en los meses inmediatamente posteriores.
Sin comentarios

Escribir un comentario