nueva vivienda en Mallorca- inmobiliaria Durendesa

Cómo decorar mi nueva vivienda en Mallorca

Después de confiar en nuestros expertos inmobiliarios en Baleares, por fin tienes en la mano las llaves de tu nueva vivienda en Mallorca. Ahora toca enfrentarse a la segunda parte de la historia: decorar tu futuro hogar para sentirlo realmente tuyo y empezar a disfrutarlo como siempre has soñado. Pero, ¿por dónde empezar si el inmueble está vacío? Pintar un lienzo en blanco no resulta sencillo sin buenas ideas en la cabeza y sin un buen punto de partida. Lo mismo ocurre con tu nueva casa: no te puedes lanzar a vestirla sin saber qué quieres y con qué recursos cuentas. Así que antes que nada, busca inspiración (en revistas, Internet, pisos de tus amigos, nuestro blog de ideas Durendesa®…) y empieza por adquirir lo necesario. En la práctica, no pierdas de vista los siguientes consejos que te ayudarán a que la decoración de tu nuevo hogar no se convierta en un quebradero de cabeza.

No puedes dar la primera pincelada sobre tu casa sin tener claro el presupuesto: haz números y asegúrate de hasta dónde puedes llegar para dejar fuera aquellos objetos u accesorios no imprescindibles de primeras. Para ello, es necesario que conozcas bien el estado real de la vivienda: revisa el aspecto de la pintura, el suelo, las instalaciones, la carpintería…. marca las prioridades y deja al menos un margen económico de un 10% más (seguro que irán surgiendo nuevas necesidades).

La planificación del espacio de tu nueva vivienda en Mallorca también es fundamental. Mide bien cada habitación y lleva siempre las distancias encima para saber, por ejemplo, si ese sofá tan bonito cabe en ese rincón o, por el contrario, va a impedir circular con normalidad.

El estilo de la vivienda (minimalista, vintage, rústico, clásico, étnico…) es otro factor que debes contemplar desde el inicio para acertar con el mobiliario. No hace falta que toda la casa mantenga el mismo aspecto ni que cada estancia sea purista, pero sí hay que tener cuidado en conseguir un resultado estético. En cualquier caso, no hace falta que compres todos los muebles de una. Es mejor aplicar la máxima de menos es más, tanto para conseguir un efecto final aceptable como para el bien del bolsillo. Piensa que siempre estarás a tiempo de incorporar más cuadros, muebles, cortinas, alfombras…. Al fin y al cabo, cada habitación tiene sus elementos estrella, que son realmente los únicos que no deben faltar: el sofá y la mesa de centro en el salón; los electrodomésticos y los muebles en la cocina;  la cama y el armario en la habitación etc. Sé práctico y no te dejes llevar por las tendencias más de lo necesario.

nueva vivienda en Mallorca- deco

¿Y qué hay de las tonalidades? Si no sabes por dónde tirar, opta por colores claros para pintar las paredes. Aportan amplitud y elegancia y resultan fáciles de combinar tanto con la primera como con la futura decoración. Una fórmula infalible para muchos interioristas es aplicar la llamada regla 60/30/10, que bebe de las proporciones de tres colores para obtener un resultado equilibrado:

  • Color dominante (60%): normalmente es un color neutro (blanco, beis, gris), porque resulta muy fácil de combinar y garantiza un efecto armónico. Suele utilizarse en las paredes, pero también repartido en varios elementos como el suelo, el techo y las cortinas (sin sobrepasar la proporción señalada).
  • Color secundario (30%): permite jugar con las intensidades sin cargar en exceso los espacios. Por lo general, se aplica en el mobiliario pero también puede distribuirse en textiles, alfombras, cortinas… para dar una mayor personalización a la estancia.
  • Color accesorios (10%): lo habitual en este caso es optar por algún color vivo y alegre e introducirlo en cuadros, velas, cojines, piezas decorativas….

Para ir un paso más allá en la decoración de tu nueva vivienda en Mallorca apuesta por la personalización, los elementos Do It Yourself (DIY) y la naturalidad. En Internet puedes encontrar muchísima ideas para customizar tu casa y dejar tu huella. Redondea el resultado con la introducción de plantas en diferentes estancias: aportarán calidez y harán tu nuevo hogar tan acogedor como tienes en mente.