La contratación de un seguro de hogar no es obligatoria, pero sí muy recomendable para darnos tranquilidad y amparar aquellos imprevistos en casa (como roturas de tuberías, incendios, inundaciones, robos…) que tanto daño pueden hacer a nuestro bolsillo. La lista de posibilidades, coberturas y limitaciones es tan amplia, que debemos...